A110 Continuación y ampliación del Grupo de Trabajo sobre el Ministerio para Personas con Enfermedades Mentales

En el período de tres años en el que el Grupo de Trabajo sobre el Ministerio con Personas con Enfermedades Mentales ha comenzado su trabajo, el mundo y especialmente Estados Unidos han experimentado una inestabilidad que no suele producirse en este grado ni en tantas formas simultáneas. El grupo de trabajo se reunió porque los problemas de salud mental en la Iglesia Episcopal por fin se consideran parte de nuestra vocación espiritual laica y ordenada y no simplemente una cuestión psicológica secular. A medida que los tres años de servicio de este grupo de trabajo llegan a su fin, la situación del mundo y del país con respecto al COVID-19, la política y el liderazgo, y el racismo exacerban el estrés, la depresión, la ansiedad y otros problemas de salud mental de los miembros de nuestras iglesias y escuelas. Este grupo de trabajo debe continuar mientras nosotros, la Iglesia, seguimos no solo observando, sino creando preventivamente sistemas a través de los cuales tanto los laicos como los ordenados pueden buscar, encontrar y ejecutar prácticas de sanación en torno a las tensiones de nuestro tiempo. La continuación y ampliación del grupo de trabajo apoyará la finalización y distribución de recursos informativos, la realización de cursos de capacitación en todo Estados Unidos (y más allá) mediante los cuales los líderes laicos y ordenados puedan aprender a reconocer mejor las señales de angustia en materia de salud mental y atender a quienes necesitan esa atención crucial en materia de salud mental desde un punto de vista espiritual/religioso, y el desarrollo de un sólido plan de estudios que amplíe los cursos de capacitación ofrecidos por las organizaciones asociadas.