D042 Modificar los cánones IV.2 y IV.13 (nueva inserción) (Terminología [Abogado Eclesiástico]; Rechazo al Avance)

La resolución 2018-A125 fue remitida en la 79ª Convención General (Convención General, Diario de la Convención General de... La Iglesia Episcopal, Austin, 2018 (Nueva York: Convención General, 2018), pp. 291-292.  Sin embargo, sigue siendo necesario proporcionar un proceso formal para poner fin a un proceso una vez que se ha remitido al Panel de Audiencia, solicitando la autorización para rechazar el avance del procedimiento en el Título IV. La Resolución 2018-A125 abordó una situación diferente en relación con la renuncia a las Sagradas Órdenes.  Las dos modificaciones que aquí se presentan toman prestada parte de la redacción de 2018-A125 y abordan la desestimación de un asunto del Título IV y la exclusión de la notificación adecuada de la desestimación en esta fase pública del proceso.

 Al omitir el requisito de que el Abogado Eclesiástico obtenga “permiso del Panel de Audiencia para rechazar el avance del proceso o para devolver cualquier asunto al Gestor o al Obispo Diocesano para una respuesta pastoral en lugar de una acción disciplinaria” una vez que el asunto ha sido remitido al Panel de Audiencia, no se requiere reportar cualquier desestimación del asunto a los Archivos de la Iglesia Episcopal y otras entidades dentro de la Iglesia, ni colocar la decisión en el expediente del proceso como sería el caso si el Panel de Audiencia proporcionara una Orden de Desestimación. Lo que queda es un expediente incompleto del asunto del Título IV, sin que el cierre del asunto se comunique a todos los interesados, incluyendo cualquier registro o notificación de desestimación de los cargos iniciales que se hicieron públicos anteriormente.

 Estos comentarios se basan en un caso real. El Panel de la Conferencia remitió un asunto del Título IV al Panel de Audiencia. Durante la presentación de las pruebas, tanto el Acusado como el Demandante fueron sometidos a exámenes poligráficos, el Acusado por indicación de su abogado y posteriormente el Demandante por indicación del Abogado Eclesiástico. El Acusado aprobó su examen de polígrafo y el Demandante no. El Abogado Eclesiástico devolvió el asunto al Gestor, quien presentó un “Primer Informe Inicial Suplementario”, citando el Canon IV.6.5 como motivo para desestimar el asunto de manera definitiva, con el respaldo del Obispo Diocesano. No se produjo ninguna Orden de Desestimación, ya que el Abogado Eclesiástico no estaba obligado por los cánones a obtener “la autorización del Tribunal de Audiencia para rechazar el avance del proceso” con una posterior Orden de desestimación por parte del Tribunal de Audiencia.  El asunto que ya había sido remitido al Panel de Audiencia fue esencialmente eliminado de cualquier decisión futura y proceso posterior por parte del Panel de Audiencia de acuerdo con el Canon IV.13. El cierre del asunto fue incompleto.